Argentina después de la convertibilidad (2002-2011), Juan Grigera (Compilador)

Naspleda, Federico

 
Juan Grigera (Compilador)
Imago Mundi: Buenos Aires, 2013, 292 págs.
 
¿Cómo se puede formar una perspectiva que resista el peso de las conjeturas tan polarizadas elaboradas hasta ahora sobre las posibilidades del modelo económico y las transformaciones políticas en la posconvertibilidad? Este libro contribuye de manera crítica en este aspecto, donde los autores, dentro de diferentes visiones complementarias y, en algunos casos, conflictivas entre sí, ingresan en la discusión sobre la forma que asume la dominación, el conflicto de clases y el modo de acumulación.
 
La primer sección agrupa tres artículos centrados en las transformaciones acaecidas en el Estado, producto de los cambios de las formas políticas y del accionar de los grandes grupos económicos. Los autores del primero, Alberto Bonnet y Adrián Piva, realizan un estudio sobre la metamorfosis de la forma de estado y de la hegemonía en la posconvertibilidad. En él encontramos una revisión de las funciones que adquirieron las instituciones y poderes más importantes del Estado en los noventa, y de sus modificaciones producto de la crisis de acumulación y dominación que estalló en el 2001. El elemento central de la nueva etapa lo definen por la aparición de un arbitraje estatal neopopulista, manifestado por el cambio de su relación con los sectores económicos. Andrés Wainer en el segundo artículo de la sección, propone una investigación novedosa sobre el desarrollo del dominio de la gran burguesía industrial como fracción hegemónica en estos años, teniendo como eje sus transformaciones sobre las políticas económicas más importantes y sobre el conjunto de las fracciones de la gran burguesía. Finaliza esta sección el artículo de Mariano Dagatti, y tiene como objetivo explicar la construcción del kirchnerismo como fuerza nacional según la dimensión particular del análisis de su discurso, siguiendo los pronunciados por Néstor Kirchner. En él examina como dicho discurso persigue refundar la nación buscando como horizonte semiótico la formación de una epopeya nacional y popular basada en diferentes articulaciones históricas y míticas. Asentadas sobretodo en la construcción de una historia de los trabajadores argentinos y en un modo particular de ser del Estado como soporte de un capitalismo "serio".
La segunda sección del libro incluye tres artículos que ponen al alcance diferentes formas de pensar la irrupción del conflicto de los trabajadores a nivel nacional. El primero, escrito por Alejandro Schneider, propone indagar sobre la incidencia del conflicto obrero a nivel gremial y las reacciones que generó en el Estado -afirmadas en privilegios y formas de represión selectivas-, durante la presidencia de Néstor Kirchner. Comprende tanto al accionar de la CGT en estos años, como de un conjunto de nuevas experiencias de la clase obrera articuladas en torno a organismos de base. La forma y los motivos de los conflictos sociales desencadenados por la nueva situación del mercado de trabajo son analizados por Paula Varela, centrándose en el desarrollo del sindicalismo de base en un contexto de crecimiento económico local y de crisis internacional. Dos aspectos, según la autora, han afectado sus alcances y potencialidades, y serán objeto de estudio: las diferentes formas de precarización laboral, y la profundización del sindicalismo empresarial ligado a la prestación de servicios. Por último el artículo de Clara Marticorena indaga sobre la reproducción de las condiciones laborales y salariales de los trabajadores industriales. Según una comparación histórica de las últimas décadas en Argentina, define las características del periodo actual en función del análisis de las transformaciones y continuidades más importantes en la industria, y como afectaron las mismas a las condiciones salariales y laborales. A su vez tiene en cuenta tres periodos al interior de la posconvertibilidad diferenciados por lógicas de acumulación y uso de la compra-venta de la fuerza de trabajo, en los que se profundizaran las causas del crecimiento económico.
En la tercer sección encontramos tres artículos sobre la dinámica de la acumulación económica en el nuevo modelo. El primero de ellos, escrito por Juan Grigera y Matías Eskenazi, distingue con una metodología novedosa dos periodos al interior de la posconvertibilidad, diferenciados por un proceso de acumulación de capital que iguala a los niveles ya alcanzados en la convertibilidad (2002-2004), y por un segundo momento de crecimiento por encima de los niveles anteriores (2005-2011). Dicha división le permite a los autores encontrar una medida real del crecimiento económico en estos años -cuestión sobreestimada en muchos trabajos-, y diferenciar elementos centrales de la coyuntura política y económica. Gastón Varesi en el segundo artículo divide la posconvertibilidad en un primer periodo caracterizado por la formación de un nuevo equilibrio inestable de compromisos, que será  descripto por el liderazgo de la fracción de la burguesía productivo-exportadora de commodities, y por un conjunto de políticas fundamentales. Y un segundo periodo marcado por la  formación de un “bloque de derecha” y de radicalización progresista del estado. Laura Álvarez y Claudia Composto escriben el último artículo sobre la dinámica de la acumulación de la minería en la Argentina. En él detallan una primer etapa  de organización estatal para su radicación en la convertibilidad,  y luego repasan los efectos que tuvo la crisis local en el sector. Los años del gobierno de Néstor Kirchner son pensados según tres gestos concatenados que caracterizan sus vínculos: continuidad, rectificación e innovación. A su vez contiene un análisis de los conflictos más importantes entre las empresas mineras y un conjunto de asambleas de vecinos opuestas a su radicación.
Todos los artículos que incluye el libro fueron producto de la discusión colectiva entre doce investigadores proporcionando un material de lectura nuevo y significativo, teniendo en cuenta la falta de libros respecto al tema.